PROYECTOS-ACTIVIDADES                                                                                 ACTUALIDAD

26 de Junio. Día de Fiesta.


Norai, Celebración del diaconado de Miguel Angel. Concierto 26 Junio  Laurence Aliganga

 Habíamos sido convocados. El lugar, fino y elegante. Humilde y espléndido. Los locales de Norai no tenían nada que envidiar al mejor de los restaurantes bizkaínos. Mesa preparada, detalles por doquier. Cada plato que nos servían nuestros queridos Norais era más exquisito que el anterior. De principio a fin, las delicias sobreabundantes nos hablaban de la belleza del día que estábamos celebrando. Estábamos de fiesta por el diaconado de nuestro Miguel Angel. Quienes se entregan en gratuidad total nos abren caminos de esperanza, de creaciones nuevas.
Hotel Ercilla, 16.30 de la tarde. Acogidos y cuidados. Nuestro Laurence Aliganga nos esperaba dispuesto, entregado en la pequeñez y humildad, en el temblor de quien se sabe sostenido.  Intensidad, profundidad, experiencia de lo que puede penetrar hasta las entrañas aun en medio de las muchas resistencias que uno quisiera levantar. Ante el misterio de la música.
Ella llegaba irrumpiente, sin pedir permiso, colándose por los entresijos del propio ser atrapándolo, envolviéndolo, preguntándole, buscándole, queriéndole encontrar en lo más íntimo, en lo más secreto, en lo inexpresable. En diálogo con el sentimiento puro, ese que no es posible pronunciar.
Contemplábamos el trabajo arduo en inmenso que traían aquellas manos, aquel cuerpo vibrante que, entregándose al juego dramático de cada nota, exhalaban fidelidad, pasión, intimidad regalada. Allí estaban todos: Scarlatti, Beethoven, Arvo Pärt y Liszt, traídos de la mano de nuestro Laurence que anda pretendiendo hacerse discípulo, dejándose instruir por maestros de tal talla y profundidad. Nos habló de fidelidad, “objetividad”, poder traerles a ellos, acceder a su decir, a su creación, aunque no podamos renunciar a poner de nosotros en la mera transmisión. Obras de tal complejidad, colmadas de matices, fuerza atronadora y en momentos de belleza encandiladora por su extrema delicadeza llegó a estremecer nuestras almas y nuestros cuerpos. Todos los presentes, niños, adolescentes, jóvenes y menos jóvenes gozamos de una hora larga de generosidad, esplendidez, invadidos por la resonancia que embriagaba nuestra pobre -y en algunos no tan pobre, había maestros entre nosotros- ignorancia. Sentimos que salimos enriquecidos, colmados, como envueltos en el halo que la música nos había traído. Y colmados, juntos nos dirigimos hacia la catedral a la gran fiesta que recogía este inmenso día, el centro que le daba sentido a todo el derroche. Gracias Miguel Angel por tu asentimiento, por obedecer al Amor, por tu fidelidad. Gracias Laurence por decir sí con el mejor regalo que podías hacernos.

D.Scarlatti (1685-1757)
-Sonata en re menor K9
-sonata en do mayor K 513

L.v. Beethoven (1770-1827)
- Sonata no.21 en do mayor Op.53, "Waldstein"
I. Allegro con brio 
II. Introduzione. Adagio molta. Atracca 
III. Rondo. Allegro moderato 

Arvo Pärt (1935) 
- Für Alina 

F.Liszt (1811-1886) 
-Années de Pèlerinage (seconde année): Fantasía quasi sonata "Après une lecture du Dante"

No hay comentarios :

Publicar un comentario