PROYECTOS-ACTIVIDADES                                                                                 ACTUALIDAD

Hacia un futuro más humano.

“Nos encontramos… y ya para siempre. Que este día no concluya… ”. 

(Puedes ver muchas fotos y videos)
Así podríamos recoger el día de ayer, 26 de Abril de 2014. Una fiesta. Una esperanza. Hacia un futuro más humano. Así se pronunciaba de manera insistente, -en el inicio y a lo largo de todo el día hasta el intenso momento final-, el centro que nos recogió, dio dirección y sentido a todo el dinamismo vivido durante la jornada. Multiculturalidad, riqueza compartida, la diferencia haciéndose creación. Llamados a encontrarnos en lo mejor de cada cual y a atrevernos a cuidarnos en quienes somos y estamos llamados a ser. Queremos vivir siendo cada vez más humanos, salir de nuestros estrechos mundos y aprender a vivir entregándonos a crear juntos ese futuro que es sólo nuestro, ya desde este hoy que vivimos, nada fácil en algunos casos. 
 
 Poesía de lujo con Saturnino García, energía pura derrochada en un cuerpo firme que a todos, pequeños y mayores, nos encandiló.


  










 Creatividad, sentimiento, complicidad y firmeza de quien cree en lo que hace y vive, en el taller de teatro comunitario que disfrutamos con Iván Iparraguirre.




 




Delicadeza, finura, belleza y esplendidez traída de la mano de nuestros músicos, Laurence Aliganga al piano, Hector Hernández Prieto al chelo y Angelo Horngtay Chiu Lee al violín. 






El momento de compartir la comida, una fiesta derrochada… ¡nos dimos cuenta de que éramos más de cien…!



 

Después de comer, la pasión por el baile de la mano de nuestros incondicionales Luis Deogracia y Christian Barrera, provocó que más de uno, algunos muy pequeños, nos demostraran su sentido del ritmo y su capacidad para disfrutar.

La tarde de “fábula” con los más pequeños, participando activamente en la historia: “El niño gris que visita el Colegio Casa de la Virgen”. Todos se convirtieron en protagonistas y hasta una papelera roja cobró vida, recogiendo mensajes como éstos que se transformaban en piruletas de colores: “A mi mamá le pasa algo y muchas más cosas, por eso  estoi preocupada”; “No me gusta que me peguen”; “que cambien la lechuga del cole”; “quiero que haiga 10 como yo”; “no me gusta que me griten”. También les dio tiempo para crear un bosque de colores, trabajando la creatividad y siendo conscientes de la realidad plural en la que vivimos por medio del diálogo y de la expresión artística.


El grupo de mayores vivimos uno de los momentos más bellos del día. Escucharnos es la mejor música, la mejor poesía. Nuestras personas despertando a nuevas esperanzas, motivaciones y futuro. Pudimos escucharnos y sorprendernos unos a otros en aquello que traemos cada cual como conciencia, deseos verdaderos, anhelos del corazón. No estamos solos. Somos muchos los que queremos vivir desde otro lugar más hondo y más propio que el que este mundo nos propone. Queremos vivir conscientes y críticos, despiertos ante la fragilidad propia y la del que tenemos al lado. Y aprender de la vida, de los que sufren más que nosotros… El testimonio de Segundo fue para cada uno un diálogo íntimo, que nos sacudió y nos centró. Nos ofrecimos tanto unos a otros que sentíamos que aquello, lejos de ser un encuentro puntual, se había convertido en un inicio de algo que hoy no podemos sospechar. La sala fue un compartir fluido, entrañable, sobrecogedor. Queda la promesa de lo que ya no puede concluir. 
¿Qué será lo que nos está esperando? Todos activados. Pensamiento y acción han de permanecer vinculados en lo más íntimo. Hemos de procurar movimientos de reflexión, creación de pensamiento y acción que nos comprometan en la creación de lo que hoy se nos hace intuición que recoge deseos y necesidades muy profundas y reales. Ya hemos comenzado.
El día concluyó en sus últimas pinceladas llenando de luz, brillo y ternura el lugar. Nuestra Patricia Sabarís y su violín, ligereza y fuerza convertidas en una única línea entre delicada y enérgica, junto a Laurence de nuevo, nos regalaban con cuatro piezas que recogían la diversidad de procedencias en la lengua más universal. La música nos fue abrazando hasta sentirnos llevados al estallido de la danza. El día se coronó en pleno derroche de expresividad del gozo que nos había colmado durante todo el día. Agradecidos guardaremos todo lo regalado, comprometidos en hacer fecundo lo que hemos vivido, celebrado, pronunciado y gozado.

En breve iremos subiendo vídeos de los diferentes momentos del encuentro.
Aquí podéis ver todas las fotos que tenemos de este precioso día.
Si tenéis más fotos y queréis compartirlas, podéis hacerlo debajo en los comentarios o subirlas nuestro facebook.
Muchas gracias a cada uno/a.



Nota: si consideras que alguna foto no debe aparecer, háznoslo saber para remediarlo. Muchas gracias.

No hay comentarios :

Publicar un comentario